Entendemos que la capacidad de armonizar el horario laboral con la conciliación de la vida familiar es un reto al que se enfrentan las empresas en la actualidad. Esta flexibilización se entiende que la concede la empresa a sus empleados, pero de igual manera, una empresa que quiera dar un buen servicio debe contar con la implicación de estos.

Clínica Sant Antoni, en los últimos tiempos ha ido flexibilizando y estableciendo medidas de conciliación que probablemente no han ayudado a dar el buen servicio en la planta que se pretendía con ellas, y que no han sido entendidas y agradecidas por el Comité de Empresa.

Las medidas que se han ofrecido han sido las siguientes:

  • Excedencias no remuneradas
  • Reducción de jornada a petición de la persona interesada.
  • Ampliar la reducción de jornada por maternidad mas allá de lo que establece la legislación vigente.
  • Compactar la lactancia
  • Maternidad a tiempo parcial
  • Periodo vacacional ampliado de 1/1 a 31/12 (mejora respecto convenio)
  • Modificación horario, sin reducción por cuidado de hijo. Manteniendo jornada completa

Después de estas, hace un par de meses, el comité planteo una inspección de trabajo por el mero hecho de haber denegado en dos casos puntuales días personales.Cabe destacar que el año pasado se solicitaron unos 4.000 permisos retribuidos y únicamente se denegaron 75, y todos ellos por motivos organizativos.

Debemos tener en cuenta que el equipo titular de una unidad de enfermería  trabajará mejor que un equipo conformado por suplentes, ya que se conocen a los pacientes, a sus familiares, y la manera de trabajar en la misma.

En dicha inspección la empresa recibió la amenaza de sanción por el Inspector si se denegaban mas días personales, sin entender que cuando se denegaba un día personal no era por capricho, sino porque la concesión del mismo perjudicaría a los pacientes de dicha unidad, ya que no se alcanzaría el nivel de atención que todos queremos y que exige la Generalitat de Catalunya.

Igualmente destacar que durante el año pasado hemos recibido 9 expedientes sancionadores por la inspección de sanidad, mientras que en toda nuestra historia habíamos recibido solo uno, y pensamos que ahora es el momento de concentrarse en el trabajo más que nunca.

Entendemos que la actitud frente al trabajo de los que quieran formar parte de la Clínica Sant Antoni, que ha recibido el sello a la excelencia en la gestión EFQM, debe ser la de procurar que cada acto que realice se haga con la máxima diligencia, y de la mejor manera posible.

Entendemos que durante estos años haya existido un cierto desencanto con la empresa, ya que debido a la crisis en el sector sanitario en Cataluña se han debido cantidades considerables a los trabajadores, pero gracias al esfuerzo de todos, a día de hoy hemos conseguido ponernos al día.

Por ello hacemos saber que ahora no será suficiente con una actitud mínima frente al trabajo como para que se genere el derecho de cobrar la nómina, sino que se buscará algo más en cada uno de los que formamos parte de esta estructura.

A través de este comunicado queremos pedir una mayor concentración en el momento en que realicemos las acciones rutinarias de nuestro trabajo, porque solo de esa manera nos diferenciaremos de la competencia, y podremos respirar convencidos de seguir muchos años en el sector.

Con ello no queremos decir que debamos vivir para trabajar, sino que entendemos que trabajamos para vivir, pero de igual forma pensamos que en ciertos casos no situamos al trabajo en el lugar que merece. En el lugar predominante que sin duda tiene en nuestras vidas, y que nos permite seguir adelante, y cuidar de nuestros hijos y nuestras familias.

Queremos que este año sea el punto de inflexión donde podamos observar que cada uno de nosotros se vuelque en sus funciones, y que el resultado sea el que todos deseamos.

Aprovecho esta ocasión para felicitarles el año, y para comunicarles que el próximo 18 y 19 de enero haremos la Asamblea  anual.

 

Pedro Ayesa Guix                                                                                                                                                                                                                                         Gerente                                                                                                                                                                                               Barcelona, 10 de enero del 2017